"Matando la cena" - por Akiko Toya
(Pasante de Pachaysana, enero a junio 2013)

 

Siendo la primera pasante de Pachaysana, trabajé en la oficina de Quito y en la comunidad de Mariscal Sucre. Debido a mi interés en la sostenibilidad económica de las comunidades amazónicas, llevé a cabo una investigación independiente mientras vivía en la comunidad. Durante ese tiempo, tuve muchos momentos que cambiaron mi vida. Por ejemplo, cuando mi familia y yo fuimos de camping, mi abuelo-anfitrión me pidió matar a un pollo para la cena (el mismo pollo que yo cuidé en la comunidad). En primer lugar, dudé, llena de miedo. Sin embargo, con la ayuda de mi familia, lo maté con éxito y tuvimos una increíble cena (el mejor pollo que he comido).

 

Si bien esta experiencia intensa me enseña el valor de la vida, también fue una experiencia académica: sentí la realidad extrema de nuestro sistema alimentario actual, debido a la falta de aprecio y las desconecciones entre la humanidad y la vida natural. Después de la cena, mi familia me llevó a una caminata nocturna en la selva, donde me encontré con un montón de animales e insectos raros. En la selva oscura y silenciosa, tuve un momento en que mi miedo se convirtió en una sensación de "conexión con la madre tierra." Bajo las estrellas, mi familia y yo tuvimos un diálogo sobre la vida, la naturaleza, la familia y la paz, y estos diálogos abrieron mi horizonte completamente. Todavía conservo esos momentos increíbles con mi familia anfitriona y aprecio tanto a los valores de la "familia" y "vida sencilla", que ellos me enseñaron.

 

Durante mi estadía, me di cuenta de que el desarrollo sostenible de la comunidad estaba amenazada por su dependencia en la producción de caña de azúcar como único medio económico, a la vez que se enfrentaba a la contaminación ambiental potencial de las industrias petroleras. Estaba convencida de que la diversificación de los productos agrícolas y la promoción de más turismo, así como la adopción del nuevo programa de estudios en el extranjero con Pachaysana, empoderaría a comunidades como Mariscal para manejar los choques económicos traídos por factores como la contaminación de los recursos.

 

Así mismo, me di cuenta de que antes de hacer sugerencias, tuve que comprender la dinámica de la comunidad y trabajar con la gente en su capacidad de participar en el desarrollo de la comunidad. Eso fue el primer paso para garantizar el éxito del proyecto. De este modo, a través de talleres creativos, como clases de cocina con las mujeres para experimentar con nuevos productos agrícolas, traté de fomentar el desarrollo de nuevos líderes en la comunidad. Esta experiencia me inspiró para contribuir a la expansión de comunidades sostenibles y resistentes en todo el mundo mediante la implementación de políticas efectivas, por lo tanto decidí seguir una Maestría después de graduarme de economista de la Universidad Soka de América.

 

Actualmente, soy un candidato de la MPA (Maestría en Asuntos Públicos / Política Pública) en la Universidad de Cornell. Aunque mis enfoques académicos son la economía y el análisis de riesgos, estudio una amplia gama de temas tales como la gestión de las ONG’s internacionales, los estudios de desarrollo, y las empresas sociales. Después de graduarme, tengo la intención de trabajar como consultor / analista en las organizaciones internacionales o empresas privadas de consultoría. En el largo plazo, me gustaría crear mi propia organización con el objetivo de la educación internacional, el alivio de riesgos, y el desarrollo de América Latina. Fui muy afortunado de estar en el inicio de Pachaysana y trabajar cerca de sus fundadores, Daniel y Belén, que son fuentes eternas de inspiración y mis modelos a seguir. Debido a esta experiencia de la pasantía, ahora tengo un sueño para comenzar mi organización en un futuro próximo :) Muchas gracias!

© 2014 by The Pachaysana Institute. 

  • w-facebook